lunes, 17 de septiembre de 2012

arte con colores

Después de haber disfrutado de un hermoso paseo por el campo, podemos seguir disfrutando de la naturaleza aprovechando sus potencialidades, en la ciencia y en el arte.

Para lograr algo nuevo, de una hoja grande, podemos darle color, uno, dos o muchos y luego colocarla sobre un papel blanco, pasando nuestras manos por encima, suavemente. Presionando sobre todo en las nervaduras.

Después la levantamos suavemente y encontraremos la nueva hoja que podremos conservar, mezcla de la naturaleza y de nuestro impulso creativo.